Los riesgos de tener una espalda encorvada

Los riesgos de tener una espalda encorvada

Riesgos de una espalda encorvada

Una mala postura o espalda encorvada no es tan solo una cuestión estética, ya que las consecuencias negativas están comprobadas para la salud física y emocional que afectan la calidad de vida si no se trata a tiempo.

El uso frecuente de dispositivos móviles, el sedentarismo laboral y falta de ejercicio han provocado que los casos de problemas de espalda aumenten, siendo la mala postura el principal detonador.

Además de afectar la autoconfianza, el autoestima y la seguridad de una persona para enfrentarse ante el mundo, entre las consecuencias graves de vivir encorvado están enfermedades degenerativas de columna que provocan dolor y afectan todo el funcionamiento del organismo.

¿Qué enfermedades degenerativas son causadas por una espalda encorvada?

Riesgo de hernias discales

Tener largo tiempo una mala postura desgasta la columna vertebral, ya que desalinea huesos y provoca tensión en los músculos profundos de la espalda haciéndola más frágil y propensa al dolor, hernias discales o ciática.

Además los espasmos musculares disminuyen la flexibilidad, el equilibrio y hay mayor riesgo de contracturas, lesiones, caídas y desgaste acelerado en ligamentos y tendones, lo que puede provocar padecimientos como la artritis.

Problemas pulmonares

Puede provocar insuficiencia respiratoria como asma, silbidos en el pecho, ronquidos u otros padecimientos pulmonares dado que encorvarse provoca dificultad para respirar debido a que los pulmones y el diafragma  quedan presionados bajo la curvatura de la espalda.

Así, una postura correcta oxigena mejor el cerebro hasta en un 30% lo que influye en la actividad mental, reduce la fatiga y otras partes del cuerpo pueden realizar bien sus funciones.

Padecimientos digestivos

Por otro lado una espalda encorvada también dificulta la digestión lo que provoca acidez o reflujo por la presión que recibe el abdomen forzando al ácido del estómago a subir. Además, el tránsito intestinal se hace lento provocando estreñimiento.

Otras consecuencias de tener una mala postura son dolores de cabeza, aumento de la presión arterial, incontinencia, flacidez en el abdomen, entre otros.

¿Cómo corregir la postura de una espalda encorvada?

Aunque en muchos casos se recurren a correctores de postura estos solo provocarán molestias, si no se elimina la tensión en los músculos profundos de la espalda donde masajistas y quiroprácticos no logran llegar con sus dedos.

Para solucionar esto sin gastar en numerosas sesiones o tener que trasladarse a terapias, especialistas recomiendan aplicar sencillos aparatos ortopédicos de uso en casa como Cordus y Sacrus que están diseñados para quitar los espasmos profundos y devolver el correcto tono muscular de la espalda.

Este tratamiento regenera la estructura de columna y corrige la postura así como hernias discales, ciática, entre otros padecimientos de espalda.

A la par se deben realizar ejercicios de fortalecimiento especiales y cuidar tu postura a la hora de sentarse y caminar.

MENU
0

Tu carrito